Los Sonidos Del Silencio: La Pesadilla Del Acúfeno

¿Suele escuchar con persistencia un sonido y no puede reconocer su fuente inmediata? ¿Se trata de un zumbido o de un pitido persistente y molesto? ¿No le permite dormir y en ocasiones tampoco escuchar lo que pasa a su alrededor? ¿Suele ser más agresivo en el silencio, cuando descansa o intenta conciliar el sueño? ¿Ha buscado ayuda médica efectiva sin éxito?

Si sus respuestas son afirmativas, usted sufre de una afección común, pero que aún no ha sido cabalmente resuelta por la ciencia médica: el acúfeno.

¿Qué Es Un Acúfeno?

Se define a un acúfeno (también llamado “tinnitus”) como un sonido sin fuente exterior. Es decir: se trata de un sonido que usted escucha, pero es incapaz de precisar qué lo produce, pues nada lo genera realmente.

El acúfeno puede ser escuchado en uno o en ambos oídos, y se percibe de diversas formas: como zumbido, pitido, estampido, tintineo. También varía de caso en caso, su intensidad.

Para algunas personas, es un ruido de fondo, bajo pero persistente. Para otras, está presente en ciertos momentos de silencio absoluto. En algunos casos, es tan fuerte su volumen que impide la audición normal.

¿Son Raros Los Acúfenos?

En realidad no. Un 30% de las personas con niveles auditivos óptimos padece de un acúfeno en alguna etapa de su vida. Son más comunes de lo que se cree y la mayoría de los casos en que tienen lugar, se deben a factores sanitarios: líquidos alojados en el interior del oído, infecciones o el efecto secundario de sonidos estridentes.

Sin embargo, hay acúfenos que no se ajustan a estos patrones y que permanecen a pesar de que no hay razones médicas que les expliquen: ni infecciones, ni estridencia, ni fluidos atrapados en el oído interno.

¿Qué Es Un Acúfeno Subjetivo?

Un acúfeno objetivo es el que usted escucha debido a causas naturales, que pueden ir desde infecciones hasta aquellos generados por el cuerpo mismo (soplos del corazón o las pulsaciones, por ejemplo). Nueve de cada diez acúfenos tienen estas características y desaparecen una vez que se revierten las condiciones que los provocaron: al curar la infección, eliminar el líquido encerrado o al normalizarse el sistema circulatorio.

Un 10% de los acúfenos no tienen estas características y persisten. Es probable que exista una razón externa o somática que los genere cuando solo la persona que los padece es quien los escucha. Son los llamados “Acúfenos subjetivos”. Se estima que un 3% de las personas padece acúfenos subjetivos.

¿Qué Produce Los Acúfenos Subjetivos?

El origen del acúfeno subjetivo puede deberse a las mismas condiciones que generan a los objetivos: infecciones, ruidos intensos, condiciones del cuerpo, objetos extraños. El acúfeno subjetivo puede deberse a un daño en el oído interno que produce los sonidos que usted percibe sin fuente ni razón identificable.

Otra causa de los acúfenos es el abuso de medicamentos. Desde los más tópicos como la aspirina, hasta algunos expedidos por receta, como alguna de las variedades que se usa para controlar el colesterol. Éstos producen daños en el oído que pueden llevar a que usted sufra acúfenos.

También la falta de higiene en el oído que provoca tapones de cerumen, es una causa frecuente de acúfenos.

¿Es Preocupante Padecer Acúfenos?

Se considera que un 0.5% de la población padece acúfenos severos que afectan su calidad de vida al no permitirles realizar actividades cotidianas como dormir o concentrarse.

Sin embargo, ese no es el mayor problema con los acúfenos: en un 85% de los casos, los acúfenos subjetivos fueron la antesala de la sordera.

¿Padece usted alguna variedad de acúfenos? ¿Persistentes o súbitos? ¿Altos o bajos? ¿Recurrentes o crónicos? Mi recomendación en este sentido es clara: hágase revisar por un especialista, pues el riesgo de una sordera total es algo con lo que deba especular.

¿Se Curan los Acúfenos?

Como síntoma que son de una lesión grave en el oído, los acúfenos deben recibir la atención adecuada. Es posible que haya estado escuchándolos durante toda su vida y si bien se puede detener el avance de la sordera, no se pueden revertir los daños ocasionados en el oído.

¿Qué Se Puede Hacer Al Padecer Un Acúfeno?

No siempre es posible eliminar un acúfeno. Es probable que usted siga escuchando ese ruido dentro de sus oídos hasta que remita por sí mismo o durante el resto de su vida.

El consejo de los especialistas al respecto es directo: “Usted debe aprender a convivir con su acúfeno”.

¿La Resignación ante el Acúfeno es la Única Posibilidad?

No. Por fortuna la medicina natural y la calidad de vida puede minimizar e incluso hacer desaparecer los acúfenos para siempre. Las terapias alternativas como el yoga y las técnicas de relajación pueden ayudarlo a liberarse del estrés que es un factor condicionante de los acúfenos.

La alimentación y la práctica de actividad física también pueden ayudarlo no sólo a revertir esta condición sino a gozar de un mejor estado de salud permitiéndole que se vuelva a disfrutar del silencio.

Visita: comoeliminarlosacufenos.com

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *