El problema de los pies doloridos

El problema de los pies doloridos es lo bastante serio como para ocupar a miles de podólogos (podiatras).¿Por qué es la mujer particularmente propensa a las afecciones de los pies?.

Por que casi 9 de cada 10 mujeres llevan zapatos cuya anchura era, por regla general, inferior a la necesaria en más de una talla completa. Parte del problema radica en la confección del calzado femenino.

Los fabricantes ya no emplean las hormas regulables con que se elaboraba el calzado de talón estrecho y puntera amplia”,Por esta razón, al probarse el calzado,muchas mujeres descubren que si les queda bien de puntera, está demasiado holgado de talón; pero si les queda cómodo de talón, les aprieta la puntera.

Así pues, otras prefieren esta última opción, pues si no se les saldría el talón a cada paso.

Comprimir la parte delantera del pie en una puntera estrecha ya es nocivo, pero para colmo los diseñadores elevan el tacón varios centímetros.

Parecerá elegante, pero el zapato de tacón alto coloca toda la presión en la parte anterior de la planta del pie, al que empuja hacia adelante, encajándolo en una puntera quizás ya demasiado angosta.

No existen zapatos de tacón que sean sanos,pues los tacones altos pueden acabar perjudicando los pies, los tobillos, las pantorrillas, las rodillas y la espalda, así como acortando los músculos y tendones de las piernas, lo que expone, especialmente a las corredoras, a lesiones graves.

El pie femenino no se adapta bien al abuso al que se le somete,de hecho, con los años la parte delantera del pie tiende invariablemente a ensancharse, aun después de la edad adulta ,pero no ocurre lo mismo con el talón.

El talón comprende un solo hueso y permanece tan estrecho a los 84 años como a los 14,esto dificulta aún más la adquisición de calzado de mujer que sea cómodo de la punta al talón.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *